Q' Tequeños

 

HISTORIA DEL TEQUEÑO


Tequeño tradicional de queso


Cuentan que a principios de siglo veinte, las hermanas Báez, unas caraqueñas establecidas en la ciudad de Los Teques, para granjearse la vida vendían entre las familias pudientes unos pastelitos hechos de tiras de masa de trigo donde envolvían una barra de queso que, al freírse en aceite, se derretía resultando tan delicioso que se fue haciendo indispensable en festejos y celebraciones familiares. Dicen que cuando las Báez o sus enviados llegaban a la estación de tren “Caño Amarillo” llevando las canastas llenas de los apetitosos bocadillos para vender, la gente decía: “llegaron los tequeños”.


Pero el historiador y miembro de la Academia de Gastronomía venezolana, José Rafael Lovera nos relata una versión muy distinta en la cual asegura que en el siglo XIX, en un Barrio de Caracas llamado El Teque, vendían unos pastelitos rellenos de queso muy famosos y que es bastante probable que de allí deviniera con el tiempo, nuestro singular tequeño.


Lo cierto es que sin importar de qué región de Venezuela venga, el tequeño se ha convertido en el pasapalo tradicional más codiciado a la hora de festejar en los hogares, y con mayor arraigo en la memoria culinaria de los venezolanos.

Sugerencias para servir los Tequeños

Salsa de miel y parchita: Unir 200 mls. de miel de abejas con 2 cucharaditas de mostaza Dijon y 100 mls de jugo concentrado de parchita.

Sirop de ají dulce: 2 tazas de agua, 2 tazas de azúcar y 5 ajíes dulces cortados en julianas delgaditas. Cocinar todo a fuego bajo hasta obtener un líquido denso.

Salsa de tamarindo: 100 grs. de pasta de tamarindo, un ají dulce o picante, azúcar o miel al gusto, una taza de agua y una pizca de sal. Cocinar hasta obtener un líquido espeso.


Para mejores resultados

  • Antes de freír, descongele por 60 minutos a temperatura ambiente, sólo los tequeños que va a cocinar.
  • Agregue suficiente aceite para cubrir todos los tequeños que desea freír.
  • Caliente el aceite hasta 180°C.
  • Fría los tequeños durante 3 minutos aproximadamente, luego deje escurrir y sirva.
  • Si los tequeños permanecieran mucho tiempo a temperatura ambiente, estos podrían pegarse. Para separarlos, espolvoree harina de trigo sobre los tequeños, con esto la masa se secará y, posteriormente, podrá despegarlos con facilidad.